InicioBienestarLa dulce espera

La dulce espera

La única barriga en el mundo que merece ser presumida es la de embarazada

El cambio es una constante en la mujer embarazada: las hormonas hacen fiesta, la piel se vuelve más delicada, se hace difícil el control del peso y -en definitiva- nuevos hábitos entran en juego. Pero tampoco este período debe ser una etapa de descuido físico desde el punto de vista estético.

Los mejores consejos para lucir bella durante la dulce espera

• Durante los primeros meses no es necesario estancarse en ropa únicamente de maternidad, usa lo que llevas normalmente buscando presumir tu barriguita.

• Para evitar confusiones y verte embarazada y no gordita, debes destacar lo largo en lugar de lo ancho, por lo cual lo mejor es vestir túnicas largas con pantalones de colores oscuros.

• Si por el contrario, eres muy delgada, lleva ropa ajustada, pero siempre cómoda, tanto arriba como abajo; por ejemplo leggins y estampados en el top, con lo que se notará más tu pancita.

• Si eres coqueta, puede utilizar cinturones delgados como accesorio al nivel del vientre lo cual resaltará la silueta de la barriga; si es más redonda abajo que arriba úsalo en la cintura para remarcarla.

• Los enterizos y los vestidos largos de estilo griego, son una de las opciones más prácticas y que además te tienen diferentes estilos y colores que te harán ver bien y resaltarán tu embarazo.

• Ya que los tacones no serán la opción más cómoda o recomendada, opta por ballerinas, sandalias o zapatos casuales; podrás combinarlos con tu ropa y no te lastimarán los pies.

NOTA: El embarazo no debe ser una etapa de descuido estético.