Danza venezolana estará en Encuentro Iberoamericano

Hubo un preencuentro con representantes de la danza. María Isabel Batista

Venezuela afina los detalles para participar en el Encuentro Iberoamericano de Danza, que se hará en streaming del 11 al 14 de noviembre.

Formalmente, desde ayer, Venezuela se encuentra dentro de la Plataforma Iberoamericana de Danza (PID), que congrega a propulsores de esta disciplina en Uruguay, Chile, Costa Rica, Cuba, Colombia y Ecuador. Sin embargo, desde marzo Venezuela ya había comenzado a trabajar con este proyecto.

En un pre-encuentro realizado a través de zoom, Natacha Melo, miembro y representante de Uruguay de la PID, señaló que ya en Venezuela se hizo un diagnóstico del sector y se va a tomar en cuenta para proponer metodologías de trabajo, pensando a escala iberoamericana: “nosotros podemos tener herramientas para seguir avanzando y diagnosticando. Saber qué se tiene y qué hace falta”. 

La idea de formar parte de esta plataforma es articular al sector de la danza y construir políticas públicas para tener visibilidad y más incidencia en la agenda cultural. 

Tres ejes. Ya se han realizado 18 preencuentros para llegar al Encuentro Iberoamericano de Danza, que se realizará con representantes de 20 países. 

Melo señaló que la convocatoria para la inscripción será el 24 de octubre y de allí se sabrá cuántas organizaciones y hacedores de la danza participarán. 

“Decidimos iniciar un proceso para seguir de cerca al sector de la danza con todas las medidas de fomento, desarrollo y de cuidado en medio de esta crisis por la pandemia. Estamos haciendo el encuentro virtual del 11 al 14 de noviembre y luego esperamos que sea bimodal, presencial y virtual, en junio de 2021. El encuentro surgió de la necesidad de trabajar más cerca al sector y también para conformar la agenda”, manifestó Melo. 

En este encuentro se trabajarán tres ejes: gestión del conocimiento (indicadores y problemática del sector); precariedad laboral (situación, leyes de seguridad social, derechos laborales; y los modelos económicos a fomentar para el desarrollo de la danza en cada país.

Anaisa Castillo, presidenta de la Compañía Nacional de Danza, calificó como importante el hecho de participar en esta plataforma porque es la conexión con el sector dancístico iberoamericano: “Es un impulso para nosotros organizarnos como sector y plantear cómo serían las políticas públicas del sector dancístico”. 

Castillo indicó que se han realizado pasos importantes para generar propuestas: “Estamos levantando la sistematización y trabajamos una de las mesas de trabajo en torno a la economía cultural”. 

La idea es ver las propuestas que se plantean “porque nos toca ese reto de la economía cultural y cómo nos autofinanciamos para no depender solo de los recursos del Estado”.

Enlaces patrocinados