Cañonero y el adiós a la triple corona hace 49 años (+ video)

Este 5 de junio se cumplen 49 años del Belmont Stakes de 1971, la carrera que no pudo ganar Cañonero, por diversos motivos, explicados a lo largo de todo este tiempo y que forma parte de un hecho que copó la escena hípica y no hípica de la Venezuela de entonces.

Ese año Cañonero, conducido por Gustavo Ávila y presentado por Juan Arias, y propiedad de Pedro Baptista, conmocionó las bases del hipismo estadounidense al conseguir una inesperada victoria en el Kentucky Derby, a pesar que al ser retirado de esa prueba el favorito Hoist The Flag, muchos entendidos opinaban que la competencia quedaba a disposición de cualquier ejemplar participante.

La situación cambió un tanto cuando vino el Preakness Stakes, segundo de la triple corona. Aun así habían dudas, las cuales hizo trizas el hijo de Pretendre en Dixieland II, al ganar la importante prueba. Lo que sí sorprendió fue la forma en que lo hizo, pues mientras ganó el Derby en atropellada, el Preakness lo consiguió luchando la carrera desde la partida. 

Y llegó el 5 de junio

Tres semanas después llegó el momento de disputar el Belmont Stakes. De ganarla se habría completado una hazaña realmente espectacular. Así lo entendieron los hípicos de entonces, entre quienes había una expectativa inmensa.

Tan es así, que una multitud récord de 82.694 personas asistió a Belmont Park, el imponente óvalo neoyorquino para ver si el caballo “cenicienta” podía lograr la triple corona.

La ilusión se mantuvo por espacio de unos 2.000 metros en la carrera de 2.400. Cañonero en punta y el resto persiguiendo. Lo presionaron a la entrada de la recta final y faltando 200 lo relegaron a posiciones secundarias, terminando en cuarto lugar de Pass Catcher que fue el ganador.

Clase

Lo hecho por Cañonero no fue producto de la casualidad, porque el ejemplar tenía calidad y lo demostró muchas veces. Tan es así que, adquirido luego de la mencionada fecha por el King Ranch Stud, reapareció el 20 de mayo de 1972 en Belmont Park y clasificó segundo en el Carter Handicap, posterior a lo cual el jinete Gustavo Ávila fue llamado para conducirlo en el Stymie Handicap el 20 de septiembre en el mismo escenario de Belmont y ganó la carrera en muy buena demostración. 

Entre Venezuela y Estados Unidos Cañonero corrió 23 veces para 9 primeros, 3 segundos y 4 terceros, produciendo 360.933 dólares. Fue un gran caballo, recordado con cariño por los hípicos de entonces, porque marcó páginas de gloria para nuestra hípica.

 

ENLACES PATROCINADOS

				
					<div class="fb-comments" data-href="<?php the_permalink(); ?>" data-width="100%" data-numposts="5">&nbsp;</div>