Dónde están los pueblos del Waraira Repano

Poblado de Hoyo de la Cumbre [Foto de Fernando Flores]

El Waraira Repano no es sólo un gran espacio verde y montañoso para ir a ejercitarse, visitar en familia o explorar con amigos lo más alto de sus picos o los sitios más recónditos por caminos tupidos de vegetación. De Caracas a Barlovento, y por todo lo largo de la costa de La Guaira, dentro de las 82.294 hectáreas protegidas de nuestro Parque Nacional, están establecidas, según data de Inparques, unas cincuentas comunidades campesinas que cultivan y hacen vida en esta extensa área resguardada como cualquier otro poblado agrícola del país.

Algunas de estas comunidades ya existían muchos antes de la declaratoria de Parque Nacional, otras desde hace unos pocos años para acá, siendo este uno de los principales problemas del parque, expuesto por las autoridades del Instituto Nacional de Parques y en la Base Técnica del Plan de Ordenamiento y Reglamento de Uso del Parque Nacional Waraira Repano, publicado en abril de 2021 como parte de los documentos aportados por el organismo para una encuesta en línea sobre el cambio de uso del parque nacional.

Y es que desde hace muchos años, estas tierras montañosas del centro de la cordillera de la costa, decretadas Parque Nacional para el resguardo de su fauna, flora, y la conservación de sus espacios naturales para las futuras generaciones de Caracas, La Guaira y Miranda, eran utilizadas para la agricultura, en especial para el cultivo del café, principal fuente económica del país por décadas.

Y aunque para adentrados del siglo XX, la mayoría de los sembradíos, sobre todo de café, que existían en esta región montañosa llegarían a su fin; y el gobierno nacional compraría, mucho antes del decreto N° 473 del 12 de diciembre de 1958 de su creación como parque, las tierras bajas del entonces llamado Ávila, que limitaban con Caracas, la práctica agrícola no dejaría de realizarse. Sobre todo en las 19.000 hectáreas pertenecientes al estado Miranda sumadas a su área protectora por decreto Nº 114 del 27 de marzo de 1974, que eran usadas por agricultores de esta entidad.

Muchas familias de campesinos que quedaron asentadas dentro de los límites del Waraira Repano continuaron con sus actividades, en su mayoría reconocidas y avaladas por el gobierno, pero con el pasar de los años, estas zonas habitadas han sufrido transformaciones, sobre todo relacionadas con la ocupación del territorio a través de la construcción de viviendas y el establecimiento y extensión de parcelas agrícolas, generando una seria amenaza a esta área protegida según Inparques.

También nuevas ocupaciones ilegales de tierras del Waraira Repano amenazan su preservación. Desde Caracas, La Guaira, Guarenas, Guatire y más allá del estado Miranda, hasta llegar a Barlovento, sólo levantando un poco la mirada hacia esta enorme montaña, y detallando su verde paisaje podemos ver cómo cada vez más familias parecen asentarse en sus espacios protegidos para actividades agrícolas y la construcción de edificaciones.

2021-06-02-17_38_24Mapa-Zonificacion-Waraira-Repano-Propuesta2021

Los poblados y caseríos del Waraira Repano

La mayoría de los cincuenta poblados y caseríos asentados dentro de los límites protegidos del Waraira Repano conviven con los 22 puestos de guardaparques, donde a diario se pasean cientos de personas para ejercitarse o recrearse; los fortines y castillos construidos en la época de la colonia a lo largo del «Camino de los Españoles», y declarados patrimonio histórico; así como con la zona recreacional de la Casona, en Los Venados, y la turística estación El Ávila del teleférico, donde se encuentra el Hotel Humboldt.

Galipán, Hoyo de La Cumbre, El Corozo, Sanchorquiz, situados en su vertiente norte, la cara de la montaña que mira hacia La Guaira, son algunas de las comunidades más conocidas; así como el Bautismo, Zamurito y Santa Rosa, ubicados en la vertiente este-este de esta región montañosa, en el municipio Zamora del estado Miranda, que en sus inicios eran haciendas de café.

Y es que el no estar situadas en la vertiente sur del Waraira Repano, la cara que da a la ciudad de Caracas, fue una de las principales razones por las que el gobierno permitió a estas comunidades agrícolas continuar con sus actividades pese al mandato de protección de esta gran área montañosa.

Muchos campesinos que habitan en la vertiente norte del Waraira Repano, se establecieron en estas tierras a los lados del «Camino de los Españoles» [Pintura de Ferdinand Bellermann, 1844]

Galipán, Hoyo de La Cumbre, El Corozo, únicos poblados autóctonos según el Plan de Ordenamiento y Reglamento de Uso del Parque Nacional Waraira Repano, son comunidades de campesinos que se establecieron hace más de 150 años a lo largo del “Camino de los Españoles”, una ruta delineada y utilizada originariamente por los indígenas toromaymas, caracas y caribes para trasladarse de Caracas a La Guaira, y viceversa; y posteriormente semi-empedrada por los colonos españoles muchos años después.

Esta vía, en la que sólo podían transitar hombres, mulas y caballos, por su estrechez y empinadas subidas y bajadas, se conservó casi originalmente a lo largo de su vida útil, que terminó con la inauguración de la hoy carretera vieja Caracas-La Guaira, en 1845, para el paso de vehículos con ruedas y automotores.

En el mapa del Plan de Ordenamiento y Reglamento de Uso del Waraira Repano están bien marcadas en color marrón la ubicación de estos tres poblados, situados al nor-oeste de la región montañosa.

Galipán

A Galipán, pueblo fundado por migrantes canarios que llegaron al puerto de La Guaira en el siglo XVIII, se le puede llegar caminando o en vehículo rústico con tracción en las cuatro ruedas desde Cotiza (Caracas) o Macuto (La Guaira); o desde la estación del teleférico El Ávila, en el Pico Ávila (2.159 m).

Este poblado, que se expandió en una extensión de accidentado terreno entre la fila de la montaña y Punta de Mulatos, en La Guaira, en sus inicios se dedicaba a cultivar café y frutas para su venta en La Guaira. En la actualidad, sus descendientes ya no se dedican a la caficultora, ramo que cambiaron por la floricultura, la siembra de hortalizas, leguminosas y frutales; así como al turismo, contando con kioscos donde venden sus cultivos, posadas y restaurantes para los visitantes.

Galipán se ha convertido en pueblo turístico para los caraqueños.

Toda esta producción agrícola, principalmente, la de los sectores de San Isidro, San Francisco, San Antonio y Manzanares, es trasladada hacia Caracas, específicamente al mercado de Las Flores, ubicado en la esquina de San Luis, al final de la avenida Fuerzas Armadas, mientras que las cosechas del sector San José, es transportada y comercializada en la parroquia Macuto del estado La Guaira.

Las casas de los galipaneros son rústicas y campestres, grandes y pequeñas, pintadas de blanco, se elevan en un clima agradable, fresco, entre montes con neblina y vegetación típica de la Selva Nublada (1.600 a 2.000 m).

Sobre su extensión no existe información. No obstante, Galipán se divide en varias zonas: San Francisco, San Isidro, Manzanares, San Antonio y San José de Galipán, comunicándose todas entre sí. Tienen escuelas, capilla y dispensario, a parte de que disponen de jeeps y carros de doble tracción, dejando atrás los anteriores arreos de mulas y burros.

Un censo realizado en 2017 entre Inparques y la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV) arrojó que en esta comunidad habitan un aproximado de 2.500 personas.

En días claros y despejados, desde Galipán la vista es única. Las sombras que hacen los desniveles de la montaña crean en sus laderas escaleras de tonalidades verdes que contrastan con los cerros colorados de La Guaira, Punta Mulatos, Guanape, Cardonal y Maiquetía, y con el azul del cielo y el mar Caribe.

Desde esa altura, se distinguen, asimismo, las playas blanquecinas de la costa de La Guaira, de Puerto Cruz, Chichiriviche hasta desaparecer a lo lejos entre los cocales de Tanaguarena, Los Caracas y Naiguatá. El movimiento de barcos y aviones es otro espectáculo que se puede disfrutar desde esa colina.

Hoyo de la Cumbre

A Hoyo de la Cumbre se le puede llegar caminando o en vehículos rústicos o motos desde Caracas o La Guaira a través del “Camino de los Españoles”. Situado al nor-oeste de la serranía del Waraira Repano, esta es una pequeña comunidad agrícola perteneciente al estado de La Guaira en la que, según el censo de Inparques y la UBV de 2017, habitan 235 personas en un total de 68 viviendas.

Desde este pequeño poblado agrícola, de casas humildes, muchas con techos de zinc, y en el que se cosecha tomate, cebollín, lechuga, romero, perejil, tunas, entre otras hortalizas y leguminosas, se puede observar una vista impresionante tanto de la ciudad de Caracas como de la zona de Maiquetía y el aeropuerto.

El Corozo

A El Corozo, un pequeño poblado campesino de unas 43 viviendas, según el censo de Inparques y la UBV de 2017, se le puede llegar caminando o en vehículo tanto por Caracas como por La Guaira. Situado al nor-oeste del Waraira Repano, es una de las comunidades consolidadas antes de la declaratoria de Parque Nacional menos conocidas y visitadas.

No obstante, dentro de esta gran área protegida perteneciente al Waraira Repano son muchas más las poblaciones que hacen vida como Sanchorquiz, el Bautismo, Zamurita, Santa Rosa, entre otras.

Sanchorquiz

Sanchorquiz, situado a 1.542 m, al nor-oeste de la serranía del Waraira Repano, y perteneciente al estado La Guaira, es una comunidad agrícola asentada a lo largo del “Camino de los Españoles” en la que se cosechan flores y frutos. Su denominación es resultado de la unión del nombre de “Sancho Alquiza”, gobernador de Caracas de 1606 a 1611, quien fundó su hacienda allí, enamorado del clima y de la belleza del lugar.

Desde Sanchorquiz, donde en la actualidad están registradas 45 viviendas, según el censo de Inparques y la UBV de 2017, se puede observar las ruinas del Castillo Blanco situadas en la Loma del Viento, el primero de los castillos construidos por los colonos españoles a lo largo del “Camino de los Españoles” para proteger a Caracas. Apenas quedan dos pilares de lo que fue el antiguo portón de entrada y parte de una pared rectangular de ese castillo.

Asimismo, a poca distancia de Sanchorquiz está la quebrada de Las Canoas, en cuya vertiente corre agua, fresca y pura, que viene de la cumbre y es suficiente para el abastecimiento de los habitantes del lugar.

El Bautismo

El Bautismo (sector este, Guatire, municipio Zamora, estado Miranda), pequeño poblado campesino por el que pasan cientos de excursionistas que buscan atravesar la montaña desde Guatire hasta la costa de La Guaira, es otro de los poblados agrícolas asentados antes de la declaratoria del parque que sobrevivió luego del decreto de protección.

youtube to mp3
map widget for website

Y es que el gobierno permitió a algunas haciendas grandes de café situadas en la vertiente este del Waraira Repano (municipio Zamora del estado Miranda) permanecer en estas tierras como El Bautismo, Zamurito, Santa Rosa y El Oso, convirtiéndose estas, a través de los años, en pequeñas comunidades asentadas en esta área protegida.

En esta vertiente este del Waraira Repano también hemos escuchado de otras comunidades campesinas como Las Planadas, Santa Rosa, Macanillal – Culebrillas, La Laguna, la Hacienda La Siria, Los Aguasales, Santo Cristo y Santa Cruz.

Para las autoridades de Inparques, cuyo principal problema para la protección de la fauna, flora y espacios verdes del Waraira Repano es el crecimiento sin control de las comunidades asentadas dentro de sus límites, es una necesidad sincerar esta situación y buscar incorporar a los poblados Las Planadas, Santa Rosa, Macanillal – Culebrillas, La Laguna a una “zonificación de Uso Especial Poblacional”, para que puedan continuar de manera legal con sus “actividades productivas sostenibles como el turismo rural y agricultura agro-ecológica”, “con servicios básicos necesarios para atender a sus habitantes”.

  • Este escrito fue elaborado con información del libro “Por los caminos del Ávila” de Eduardo Rosswaag y el Instituto Nacional de Parques (INPARQUES). 2021. Base Técnica. Revisión y Actualización del Plan de Ordenamiento y Reglamento de Uso del Parque Nacional Waraira Repano. Dirección General Sectorial de Parques Nacionales. Caracas, Venezuela.

 

ENLACES PATROCINADOS

				
					<div class="fb-comments" data-href="<?php the_permalink(); ?>" data-width="100%" data-numposts="5">&nbsp;</div>