Castillo aventaja a Fujimori con el 98,2% de actas procesadas

Pedro Castillo se adelanta y está cerca de llegar a un punto irreversible. Foto Archivo

La Oficina Nacional de Participación Electoral (ONPE), órgano superior que rige las elecciones en Perú, confirmó este martes en horas de la noche que la ventaja entre los candidatos Pedro Castillo y Keiko Fujimori se ha ampliado a más de 100 mil votos de diferencia justo cuando se ha superado el 98,2% de actas electorales procesadas.

El candidato Castillo, del Partido Político Nacional Perú Libre, tiene el respaldo del 50,31% de los votos, mientras que su contrincante del partido de derecha Fuerza Popular, Keiko Fujimori, tiene el 49,68% de los votos.

El candidato de izquierda tiene hasta el más reciente conteo 8.676.951 votos contra 8.569.672 de la candidata conservadora, lo que por primera vez desde el conteo de votos hace que se dé una diferencia superior a los 100 mil votos.

Mientras sigue ampliándose la ventaja entre los oponentes, han surgido denuncias de fraude por parte del partido de Fujimori, mientras que organizaciones internacionales y el mismo órgano electoral han avalado la pulcritud del proceso comicial.

El candidato Pedro Castillo ha llamado continuamente a la calma y a la espera de unos resultados definitivos antes de celebrar el triunfo. Asimismo, ha pedido prudencia a los voceros políticos para evitar la confrontación en las calles producto de la tensa espera desde la celebración de las elecciones el pasado domingo.

La campaña electoral del Perú estuvo marcada por la polarización entre los dos contrincantes que fueron al balotaje, en un país con una credibilidad resquebrajada en sus instituciones y en su liderazgo político.

El ganador de estos comicios tendrá la dura labor de tratar de recomponer unas instituciones plagadas de corrupción que vieron pasar a cuatro presidentes en menos de dos años.

“Lo que ha quedado claro es que el fujimorismo no ha cambiado. Sigue siendo el mismo, con la misma actitud del 2016 de no reconocer los resultados de las elecciones”, dijo por el partido Somos Perú Daniel Salaverry en declaraciones a periodistas tras reunirse con Castillo.

“Vamos a estar vigilantes porque los intentos del fujimorismo y de las fuerzas oscuras para quebrar la voluntad popular están latentes aún. Van a pelear hasta el último minuto, acá no solamente se están jugando la Presidencia, se están jugando sus procesos penales, muchos de ellos complicadísimos”, añadió.

En caso de ganar Fujimori, la hija del expresidente eludiría durante el tiempo de su mandato una acusación de más de 30 años de cárcel por presunto lavado de dinero en la financiación irregular de sus anteriores campañas electorales donde también se quedó a las puertas de la Presidencia, tanto en 2011 como en 2016.

 

ENLACES PATROCINADOS

				
					<div class="fb-comments" data-href="<?php the_permalink(); ?>" data-width="100%" data-numposts="5">&nbsp;</div>