InicioMundoOtra vez el Esmad tuvo protagonismo en represión a marchas en Colombia

Otra vez el Esmad tuvo protagonismo en represión a marchas en Colombia

Colombia volvió a marchar este martes por iniciativa del Comité del Paro Nacional, con la finalidad de exigir varias medidas de igualdad social. La jornada se desarrolló de forma pacífica hasta la llegada de la noche, cuando han estallado disturbios y enfrentamientos con la Policía en Bogotá, que salió de nuevo a contener a los manifestantes.

La reanudación del Paro Nacional se desarrolló en tres puntos críticos de la capital, entre ellos la localidad de Usme, el portal Américas y el portal Suba, según ha informado el diario El Espectador.

En Usme se han producido enfrentamientos entre los manifestantes y un grupo de encapuchados, mientras el Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) ha respondido con gas lacrimógeno y aturdidoras contra todos los presentes.

Allí también hubo disparos en medio de los enfrentamientos, según la Personería de Bogotá, que ha informado de que sus equipos y miembros de la Defensoría de Colombia han tenido que retirarse del lugar tras «haber sido agredidos con ladrillos y piedras en medio de los disturbios».

Cinco personas, dos adultos y tres menores, han sido detenidos por las autoridades en el sector de Yomasa, en la misma localidad capitalina.

El secretario de Gobierno, Luis Ernesto Gómez, confirmó que los enfrentamientos entre las autoridades y «un grupo pequeño» de manifestantes en Usme, arrojó la detención de una persona, mientras otras cuatro personas han sido trasladadas a otro lugar por «protección», recoge el periódico colombiano ‘El Tiempo’.

Saldo de heridos

Según el diario El Tiempo, un integrante de la ‘Primera Línea’ ha resultado herido por impacto de un objeto, que no ha sido definido y que habría sido lanzado por el Esmad, mientras organizaciones de Derechos Humanos han notificado varios lesionados, algunos de gravedad.

Las confrontaciones han tenido lugar también en el portal Américas, donde dos personas habrían resultado heridas y se han producido distintos actos vandálicos que han derivado en situaciones de «caos» y «pánico».

La Personería de Bogotá ha denunciado, a través de su perfil de Twitter, la retención de manifestantes que se encontraban en el lugar y ha recordado a la Policía que los derechos «deben ser respetados en todos los ámbitos y frente a todas las instituciones».

Entre otras incidencias, se reportó que una periodista resultó herida mientras el propio equipo de la Personería se marchó del lugar por «agresiones» y al «no existir garantías para el ejercicio de sus funciones».

Por otro lado, en Suba se reportaron ataques con piedras de decenas de miembros de la ‘Primera Línea’ contra la Policía de Bogotá y el bloqueo de la avenida Ciudad de Cali con hogueras.

Bogotá volvió a vivir una jornada de disturbios y enfrentamientos en la reanudación de las protestas en el marco del Paro Nacional, meses después de que las movilizaciones que se celebraban en el país día tras día dejasen escenas de violencia con los actos vandálicos y el uso excesivo de la fuerza por parte de la fuerza pública como principales problemas.

Las exigencias ponen a Duque en el blanco

El Comité Nacional del Paro convocó las movilizaciones de este martes para exigir que el Congreso de Colombia tramite los proyectos de ley que se presentaron en julio y protestar contra la reforma tributaria y el Presupuesto General de la Nación, el cual está en vías de tramitación.

Entre las propuestas, el Paro Nacional exigía la instauración de una renta básica, el fortalecimiento de la salud y la formalización laboral para enfrentar la pandemia, apoyo económico a las pequeñas empresas y la generación de empleo. Todas estas peticiones tienen al presidente Iván Duque como centro de las protestas, a quien acusan del mal funcionamiento de la economía y de la falta de respuesta a estas demandas.

También reclamaron la poca celeridad en las sanciones a los agentes involucrados en la violación de los derechos humanos durante las protestas que se iniciaron en mayo de este año.

El Polo Democrático Alternativo, envió el martes un informe al Tribunal Penal Internacional (TPI) en el que denunciaba la lentitud de la Justicia y la falta de neutralidad en los procesos en curso. Se trata del tercer recurso que presentan las fuerzas de la oposición y otros organismos internacionales. En la última misiva, la formación de centroizquierda recoge episodios de tortura, retención ilegal, violencia sexual, agresiones físicas, homicidios y desapariciones forzadas.

Colombia celebrará el próximo 29 de mayo de 2022 unas elecciones presidenciales enmarcadas en un contexto de desconfianza generalizada hacia la clase política. La sociedad colombiana ha perdido la fe en las plataformas que ocupan las instituciones por la carencia de soluciones y la acuciante polarización, un fenómeno que se reproduce en el resto de América Latina. De hecho, a falta de ocho meses para los comicios, el 77% del electorado no ha escogido el sentido de su voto y ya se han registrado cerca de cincuenta precandidatos.