Tres policías de Washington acusados de matar un hombre negro

Foto Referencial

Dos policías del estado de Washington, en el noroeste de Estados Unidos, fueron acusados del asesinato de un hombre negro que murió bajo su custodia, y un tercer uniformado fue acusado de homicidio culposo, informó el jueves el fiscal.

Manuel Ellis murió en Tacoma en marzo de 2020, en un caso que guarda similitudes con la muerte de George Floyd a manos de la policía de Minnesota y que desató la indignación nacional.

Ellis murió después de que dos de los agentes «lo agredieran y/o lo aprisionaran ilegalmente», mientras que un tercero «continuó sujetando a Ellis en posición prona y aplicando presión sobre su espalda» a pesar de haber oído al hombre decir que no podía respirar, dice una declaración del fiscal.

En junio pasado, el gobernador de Washington, Jay Inslee, ordenó una nueva investigación sobre el caso dirigida por el estado, después de que las imágenes de vigilancia y los testigos contradijeran el relato de los agentes sobre el incidente.

El médico forense dictaminó que la muerte era un homicidio causado por hipoxia -falta de oxígeno- debido a la contención física. El mismo médico determinó posteriormente que era improbable que la metanfetamina en la sangre de Ellis hubiera contribuido a su muerte.

Ellis, de 33 años, había salido a tomar un refrigerio la noche del 3 de marzo de 2020 y regresaba a casa con una bolsa de donas cuando se acercó a una patrulla en la que viajaban los agentes Christopher Burbank y Matthew Collins. 

Estos uniformados afirmarían más tarde que Ellis les atacó después de que le vieran intentando abrir la puerta un auto.

Pero tres testigos, los vídeo que filmaron con sus teléfonos y las grabaciones de la cámara de un edificio cercano contradicen estas afirmaciones y no ofrecen ninguna prueba de que Ellis fuera el agresor, según la investigación estatal. 

Burbank y Collins -que aplicaron la pistola eléctrica a Ellis y una maniobra de estrangulamiento- fueron acusados de asesinato en segundo grado, mientras que otro agente que llegó más tarde al lugar de los hechos y se arrodilló sobre la espalda de Ellis hasta que llegaron los paramédicos fue acusado de homicidio culposo.

Si son declarados culpables, la pena máxima en los tres casos es cadena perpetua. Se han emitido órdenes de detención en su contra.

La muerte de Ellis provocó protestas en Tacoma, a unos 56 kilómetros al sur de Seattle, y llevó al estado de Washington a prohibir el uso de las llaves de estrangulamiento. 

El expolicía de Minnesota Derek Chauvin fue condenado por asesinato y homicidio involuntario en abril por la muerte de Floyd. 

Desde ese veredicto, dos policías han sido acusados de asesinato.

AFP

 

ENLACES PATROCINADOS

				
					<div class="fb-comments" data-href="<?php the_permalink(); ?>" data-width="100%" data-numposts="5">&nbsp;</div>
				
			
WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com