Ingredientes de las hallacas se exhiben en los anaqueles

Archivo

Hacer las hallacas es una actividad culinaria familiar típica de los venezolanos en temporada navideña, y es que reunirse en casa para limpiar las hojas de plátano o el bijao, como se le conoce, cortar las verduras y preparar el guiso, es parte de la tradición en esta época.

Atentos al momento que vive el mundo y al que Venezuela no escapa, como la pandemia por el covid-19, el equipo de Últimas Noticias salió en búsqueda de los precios de cada ingrediente esencial para preparar este suculento plato navideño en Caracas.
El recorrido inició por el Mercado Municipal Guaicaipuro, ubicado en la avenida Andrés Bello, donde las ventas de la temporada iniciaron en octubre pasado, con la llegada del bijao y los pabilos que asegurarán la hallaca.

Al entrar en los pasillos del concurrido mercado se siente el aroma a verdura fresca y lista para ser llevada por los compradores que buscan principalmente zanahorias, pimentón, cebolla redonda, cebolla en ramas, papas, ají dulce, ají picante y ajo.
“Esas son las verduras que en esta temporada salen como pan caliente, porque son las principales para el guiso de las hallacas”, comentó José González, vendedor de hortalizas y verduras en el lugar.

Un paquete de hojas para envolver 50 hallacas se puede encontrar entre los dos dólares o un kilogramo por 200.000 bolívares, eso, al comenzar el recorrido, pero mercado adentro los precios varían según la tasa del dólar que manejan los comerciantes.

El pabilo se ofrece en dos presentaciones como el tradicional ovillo o destrenzado; ambos se venden uno por 180.000 bolívares o tres por un dólar.

“Me gusta llevar el destrenzado porque ya está listo para amarrar y cortar y así no se enreda cuando lo estoy usando”, explicó Amalia Barreto, compradora usual en el mercado.

Hacia el sureste de la ciudad, en el Mercado Mayor de Coche, al aire libre se pueden contemplar cuáles son las mejores zanahorias y qué papas están actas para preparar el guiso.

Entre los puestos de los buhoneros se aprecian ofertas como un kilo de pimentón por 1.600.000 bolívares, el ají -que puede ser dulce o picante, todo depende de la suerte y la naturaleza- se vende entre 250.000 y 300.000, el cebollín oscila entre 650.000 y 800.000, las cebollas redondas por la media de los 450.000 y 600.000 el kilogramo, y las papas entre 200.000 y 350.000.

Las tradicionales pasas o pasitas se comercian entre Bs 640.000 y 800.000 en su presentación de bolsita de 350 gramos y una caja con 28 bolsas, en 25 dólares. Mientras que las aceitunas con huesos se venden el kilo entre Bs 2.000.000 y 2.400.000, si son rellenas el precio sobrepasa los 2.500.000.

La hallaca también lleva alcaparras, estas se ubican en frascos de 3,5 gramos dos por un dólar y frascos de la marca Eureka de 450 gramos en 3,6 dólares.

“Me gusta comprar aquí las verduras para el guiso porque hay variedad tanto de verduras como precios, además es a cielo abierto, espacioso y puedo mantener mi distancia de otras personas”, contó Maura Durán, habitante del este de la capital.
Entre las calles México, Argentina y Colombia de Catia, los compradores y comerciantes se debaten entre el aumento diario del dólar y los precios de la proteína y rubro para hacer las hallacas.

En el oeste capitalino se pueden apreciar en los frentes de los negocios chinos los bultos de Harina Pan con 20 unidades entre los 19 y 20 dólares, la Harina Pan amarilla entre los 17 y 18 dólares, la harina Juana por bulto se vende en 17 verdes y otros tipos como la Mediterránea en 14 dólares y Harina Kaly en 15 dólares por bultos.

“Si es por unidad, puede llevar la harina en 590.000 bolívares o hasta en 600.000 todo depende de cómo el comerciante le ponga el dólar, sabe que eso aumenta a cada rato”, detalló un vendedor informal de la calle Colombia.

Caminando hacia la calle México se aprecian por montones los ingredientes para las hallacas y otros elementales para armar la mesa completa. Sin embargo, entre lo elemental figura el aceite si es de un litro en 990.000 el Vatel, el Mazeite en 1.400.000 bolívares, por bulto se venden según la marca entre 15 y 17 dólares.

Proteínas y especias

En el Mercado Municipal de Catia, en el área periférica, las carnicerías ofrecen el kilogramo de pollo entero entre 860.000 y 950.000 bolívares para quienes optan por esta proteína en la hallaca. También, se encuentra el kilo de gallina entre 1.100.000 y 2.050.000, el pernil de cochino oscila entre 1.900.000 y 2.300.000, la carne por kilo se vende de primera en 1.900.000 bolívares.
Para muchos, un buen guiso requiere de especias como el onoto que da el típico color rojo a la masa, lo venden en el mercado por bolsas de un cuarto de kilo en 455.000 bolívares, por kilo en 1.600.000 o una bolsa de 50 gramos en 165.000.

También ofertan el adobo entre 400.000 y 500.000, cubitos de caja en 800.000 la de ocho unidades y 1.450.000 la de 16 unidades, el curry una bolsa de 30 gramos en 160.000; la pimienta molida y el comino en presentaciones de 20 gramos en 170.000 bolívares.

Con pandemia y precios volátiles, el caraqueño y todo aquel que se arraigó en territorio capitalino, desde mediados de octubre ha comenzado a comprar cada uno de los ingredientes para degustar en nochebuena y año nuevo.

 

ENLACES PATROCINADOS

				
					<div class="fb-comments" data-href="<?php the_permalink(); ?>" data-width="100%" data-numposts="5">&nbsp;</div>