Concluyen elecciones generales en Bolivia en medio de tensa calma

En medio de una tensa calma, las elecciones generales de Bolivia cerraron hoy sus cortinas y todo quedó listo para el conteo de los votos, crucial para conocer quién será el próximo presidente de la nación.

Salvo algunos altercados y desvaríos, las elecciones transcurrieron con más tranquilidad de la esperada y la mayoría de los más de 7,3 millones de ciudadanos empadronados pudieron ejercer su derecho al voto sin problemas, tanto en territorio nacional como en el exterior.

Saludamos la jornada tranquila de las votaciones, esto es una muestra de nuestra firme vocación democrática de todos los bolivianos, expresó Andrónico Rodríguez, candidato a senador por el Movimiento al Socialismo (MAS).

Sin embargo, un aspecto criticado por políticos y observadores internacionales fue el excesivo despliegue militar y policial para las elecciones.

El aspirante presidencial por el MAS, Luis Arce, denunció el enorme despliegue militar reinante en muchas ciudades del país, que incluyó la salida a las calles de carros de combate y más de 23 mil efectivos de las fuerzas del orden, algo a priori inconstitucional.

De hecho, la criminóloga boliviana Gabriela Reyes advirtió sobre esta situación de militarización que se vive en el marco de las elecciones -supervisada en persona por el mismísimo ministro de Gobierno, Arturo Murillo-, por ser inconstitucional.

La Ley 026 Art.148 dice que el día de la elección es el Órgano Electoral Plurinacional el que asume el mando de la fuerza pública. El Art.149 e) establece que dicha fuerza pública debe permanecer acuartelada hasta que concluya el funcionamiento de las Mesas de Sufragio, recalcó.

Los datos oficiales y definitivos serán publicados el 21 de octubre, e incluso el presidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Salvador Romero, explicó que esa demora se debe a la decisión de no utilizar el sistema de Difusión de Resultados Preliminares (Direpre).

Preferimos prescindir de los resultados preliminares, indicó Romero, antes de recalcar que la intención es emitir el ‘resultado definitivo sin ápice de dudas’, aunque dicha decisión levantó múltiples suspicacias.

Es altamente preocupante que el TSE decidiera suspender el sistema Direpre. Esta decisión de última hora despierta dudas sobre sus intenciones, enfatizó en Twitter Evo Morales, quien fungió como presidente de Bolivia entre 2006 y 2019, antes de ser depuesto por el golpe de Estado de noviembre último.

Vale recordar que Morales sufrió un golpe militar que puso fin a su gestión e instauró en el poder a un Gobierno de facto, encabezado por la actual presidenta transitoria Jeanine Áñez, una política de escasa popularidad, a tal punto que decidió no presentarse a estas elecciones.

El propio Morales, actualmente refugiado en Argentina, llamó este domingo a la concordia desde la distancia y manifestó que es muy importante esperar con tranquilidad por el conteo final de los votos.

De cualquier manera, la toma de posesión del nuevo presidente se realizará entre el 31 de octubre y el 30 de diciembre, según lo establece el Calendario Electoral de 2020, y no el 22 de enero como fue habitual en los últimos 15 años.

El nuevo mandatario podrá hacer el juramento tan pronto como el sábado 31 de octubre, en caso que no sea necesaria una segunda vuelta.

Vale recordar que para ganar en primera vuelta, la persona elegida deberá alcanzar más del 50 por ciento de los votos, o al menos el 40 por ciento de las papeletas con una diferencia de 10 puntos sobre el ocupante del segundo lugar, según las normas del TSE.

En caso de no lograrse esa ventaja mínima exigida, se iría a una segunda vuelta entre los dos binomios más votados, la cual está prevista para el 29 de noviembre, de acuerdo con el calendario electoral aprobado por todos los partidos.

Por el momento, todos los encartados en las elecciones generales garantizaron que reconocerían el resultado de las votaciones sea cual fuera el ganador.

Los aspirantes que pugnan por la silla presidencial son Luis Arce (MAS), Carlos Mesa (Comunidad Ciudadana), Luis Fernando Camacho (alianza Creemos), Chi Hyun Chung (Frente para la Victoria) y Feliciano Mamani (Partido de Acción Nacional Boliviano). / Prensa Latina.

Sorprenden a militares en intento de fraude en elecciones de Bolivia

Aunque las elecciones generales de Bolivia transcurrieron hoy con más tranquilidad de la esperada, unos militares fueron sorprendidos mientras descargaban papeletas marcadas a favor del candidato Carlos Mesa.
Según se puede apreciar en un video publicado en Twitter por Cuaderno Sandinista, los militares, montados en una avioneta en una pista clandestina de San Ignacio de Velasco, fueron grabados durante el intento de fraude.

Están acostumbrados a hacer lo que les da la gana, le recriminan dos personas que detectaron el fraude, representantes del tribunal electoral de la localidad.

Según los activistas que grabaron las imágenes, los agentes castrenses le dijeron que tenían la autorización del alcalde municipal para hacer el fraude, pero los militares negaron tal afirmación frente a la cámara.

Ante la sorpresa de los implicados, una de las personas detalla que el hecho de ‘descargar papeletas clandestinas’ ocurrió ‘a las cuatro menos cuarto de la tarde’ e incluso mencionó el nombre de uno de los agentes, tras leerlo desde una credencial que llevaba colgada al cuello.

Mesa, expresidente de Bolivia, es uno de los cinco candidatos en las elecciones generales que tuvieron lugar este domingo en la nación del altiplano.

En las encuestas previas a los comicios, Mesa marchaba en el segundo lugar de las intenciones de voto, por detrás del aspirante por el Movimiento al Socialismo, Luis Arce.

Este hecho eleva las sospechas que rondan sobre Bolivia en torno a un posible fraude a gran escala, aunque a priori los sufragios transcurrieron con normalidad y tranquilidad.

Además de este hecho, el ministro de Gobierno de Bolivia, Arturo Murillo, aseguró que en las elecciones generales ocurrieron otros hechos menores.

Murillo explicó en rueda de prensa desde Santa Cruz que se robaron varias maletas con material electoral, pero los autores del delito fueron detenidos.

Los otros hechos mencionados por el alto dirigente del Gobierno de facto fueron por falsificación de permisos de circulación, en La Paz y Santa Cruz.

Según el Tribunal Supremo Electoral, los resultados oficiales y definitivos de las elecciones serán publicados el 21 de octubre. / Prensa Latina.

Periodistas bolivianas denunciaron agresión y detención policiales

Dos periodistas bolivianas de la radio La Voz del Campesino fueron liberadas hoy con la ayuda de la Defensoría del Pueblo en la localidad de Tarija, tras ser detenidas y maltratadas por la policía.
De acuerdo con una nota de la Defensoría, finalmente quedaron en libertad las dos reporteras, quienes mientras cubrían las elecciones fueron arrestadas en puertas de las dependencias policiales de Tránsito cuando intentaban impedir que retuvieran el vehículo en el que se movilizaban.

‘Denunciamos exceso policial en el arresto de estas dos periodistas que fueron detenidas acusadas de agredir a los funcionarios públicos cuando estos pretendían engrampar al vehículo en el que se movilizaban para realizar su trabajo, cuyo conductor habría sido sorprendido prestando servicio de taxi’, manifestó la delegada Defensorial de Tarija, Carola Romero.

Se trata de Bertha Portal Pimentel y Sonia Sánchez, quienes denunciaron que los uniformados actuaron de forma abusiva, haciendo uso desproporcionado de la fuerza y arrestándolas sin dar explicaciones.

Además durante el forcejeo, les dañaron el celular con el que realizaban transmisiones en vivo, afectando su trabajo y vulnerando el derecho al acceso a la información.

‘La Defensoría del Pueblo, considerando la gravedad de los hechos, a través de su oficina en Tarija, pedirá a las autoridades departamentales de la Policía Boliviana que investiguen lo sucedido para establecer sanciones y responsabilidades por la violencia ejercida y el arresto de las dos periodistas’, señaló ese ente. / Prensa Latina.

Critican doble moral de OEA respecto a elecciones en Bolivia

Analistas y votantes calificaron hoy de doble moral la postura de la Organización de Estados Americanos (OEA) respecto a la manera de informar los resultados en las elecciones de 2019 y las que se desarrollan hoy.
El organismo regional apoyó la suspensión del sistema de Difusión de Resultados Preliminares (Direpre) por parte del Tribunal Supremo Electoral (TSE) en respuesta a la ineficacia del referido sistema para reflejar con veracidad la evolución del comportamiento de los votos.

La OEA considera innecesario ahora dar información preliminar y aconseja a los bolivianos esperar por el resultado final, sin embargo calificó de fraudulentas las elecciones de 2019 en base a un informe parcial basado también en un sistema de conteo rápido.

Entonces el supuesto fraude sirvió como pretexto para el golpe de Estado que protagonizado por la derecha boliviana apoyada por grupos violentos, el ejército y la policía, obligó a dimitir al presidente reelecto Evo Morales.

Durante los meses siguientes, estudios del Centro de Investigación en Economía y Política, el Instituto Tecnológico de Massachusetts, las universidades de Pennsylvania, Tulane y Michigan, y el diario The New York Times, confirmaron la falsedad del dictamen de la OEA sobre el fraude.

De ahí que las elecciones de hoy sean calificadas de históricas porque podrían ser el primer paso para el retorno a la democracia en el país a casi un año del golpe de Estado. / Prensa Latina.

 

ENLACES PATROCINADOS

				
					<div class="fb-comments" data-href="<?php the_permalink(); ?>" data-width="100%" data-numposts="5">&nbsp;</div>