Html code here! Replace this with any non empty raw html code and that's it.
InicioMundoEl poder empresarial crea nuevo colonialismo

El poder empresarial crea nuevo colonialismo

El Informe del Comité de Oxford de Ayuda contra el Hambre, afirma que estamos en “una era marcada por un poder monopolístico”

Que los ricos se hagan más ricos a costa de la inmensa mayoría de la población no puede sorprender a nadie a estas alturas, pues esa es la esencia del capitalismo y no dejará de serlo, al fundamentarse en la explotación del hombre por el hombre y la acumulación de riquezas.

El Informe Anual de la Oxfam (Comité de Oxford de Ayuda contra el Hambre), titulado Desigualdad S.A., publicado recientemente, desnuda con impactantes detalles cómo las más grandes empresas del mundo se han convertido en el verdadero poder, incluso por encima de muchos Estados, creando una nueva forma de colonialismo.

Entre sus puntos, sostiene que “el poder empresarial fomenta la desigualdad”. Revela que desde el 2020 los cinco hombres más ricos del mundo, por supuesto al frente de esos emporios, han duplicado sus fortunas, a razón de 14 millones de dólares por hora, subiendo de 405.000 millones a 869.000 millones, en tanto casi 5 mil millones de personas, más de la mitad de la población mundial, se han empobrecido de una manera abrumadora.

En el primer capítulo del informe se expone que en todo el mundo “cientos de millones de personas ven cómo sus salarios compran cada vez menos cada mes y sus perspectivas de un futuro mejor desaparecen”, porque los precios rebasan largamente sus remuneraciones.

En los últimos dos años alrededor de 800 millones de trabajadores han perdido 1,5 billones de dólares, porque según el estudio de la Oxfam sus salarios han quedado rezagados frente a la inflación.

Pero al hablar de desigualdad hay un dato que la desnuda totalmente: de las 1.600 mayores empresas del mundo, solo el 0,4% se ha comprometido a cancelar salarios dignos a sus empleados.

Uno de los gráficos en los cuales se refleja la terrible desigualdad actual

Colonialismo

El documento detalla que esta es “una era marcada por un poder monopolístico que permite a las empresas controlar los mercados, establecer los términos de intercambio y obtener beneficios sin perder ningún negocio”.

“Los monopolios aumentan el poder de las empresas y de sus propietarios en detrimento del resto de la población”, recalca la Oxfam.

En esa misma línea, el ente se pregunta: ¿Vuelta al colonialismo? Y responde: “Para Europa, esto es en gran medida un legado del colonialismo y el imperialismo.(…) Desde el fin formal del colonialismo, las relaciones neocoloniales con el Sur global persisten, lo que perpetúa los desequilibrios económicos y permite que se manipulen las reglas económicas a favor de las naciones ricas. Estados Unidos se ha beneficiado sustancialmente de su dominio económico mundial, especialmente durante la segunda mitad del siglo XX”.

“Los países de renta baja y media-baja van a pagar casi 500 millones de dólares al día en intereses y pagos de la deuda de aquí hasta el 2029 y están teniendo que hacer severos recortes en el gasto para pagar a sus acreedores”, detalla el informe.

“Las principales corporaciones del planeta subieron sus beneficios en 89% en 2021 y 2022, en comparación con el período comprendido entre el 2017 y 2020”.

Hay más: el 0,01% de las empresas más grandes del globo terráqueo obtienen cerca de un tercio de todos los beneficios empresariales, con lo cual se demuestra una concentración de poder empresarial en niveles nunca antes vistos en la historia”, se afirma en el documento, recalcando que “Un pequeño número de empresas en constante crecimiento ejercen una influencia extraordinaria sobre las economías y los Gobiernos”.

El poder desbocado de empresas y monopolios

El director ejecutivo interino de la Oxfam, Amitabh Behar, advirtió que “estamos asistiendo al comienzo de una década de división, en la que miles de millones de personas soportan las sacudidas económicas de pandemias, inflación y guerras, mientras las fortunas de los multimillonarios se disparan”.

Agregó que “esta desigualdad no es accidental; la clase multimillonaria se está asegurando de que las empresas les proporcionen más riqueza a costa de todos los demás” y lanzó una alerta:

“El poder desbocado de las empresas y los monopolios es una máquina generadora de desigualdad: exprimiendo a los trabajadores, eludiendo impuestos, privatizando el Estado y provocando el colapso climático, las empresas canalizan una riqueza infinita hacia sus propietarios ultrarricos”.

En la misma línea se refirió al rol del poder y la concentración corporativos, que incide no solo en el crecimiento de la riqueza individual, sino en “el deblitamiento de todas las estructuras democráticas y en allanar el camino para regímenes de extrema derecha y fascistas”.

A ello debe sumarse que “también están canalizando poder, socavando las democracias y nuestros derechos”.

Igualmente, Behar recordó “‘cómo los monopolios farmacéuticos privaron a millones de personas de las vacunas Covid, creando un apartheid vacunal racista, al tiempo que acuñaban un nuevo club de multimillonarios”.

Milmillonarios a la cabeza de las principales empresas

En el informe de la Oxfam se exponen datos tan reveladores como que en siete de las diez empresas más grandes del planeta hay al menos un milmillonario como presidente o accionista principal.

Pero además, el valor conjunto de esas empresas es de 10,2 billones de dólares, lo cual es muy superior al Producto Interno Bruto (PIB) combinado de todos los países de África y América Latina.

Los países ricos del Norte global , son poseedores del 69% de la riqueza mundial y concentran el 74% de la riqueza milmillonaria del mundo, pese a representar solo el 21% de la población mundial, según el documento.

El 1% más rico de la población mundial, a su vez, posee el 43% de los activos financieros globales; el 48% de la riqueza en el Oriente Medio, el 50% en Asia y el 47% en Europa.

148 empresas redondearon beneficios conjuntos netos de 1,8 billones de dólares en los 12 meses previos a junio de 2023, de acuerdo con el informe.

“El poder monopolístico se incrementa y ejerce a través de diversas prácticas comerciales, entre ellas: fusiones y adquisiciones; colusión en industrias concentradas y acuerdos exclusivos para expulsar del mercado a los rivales y las empresas más pequeñas”, remarca el informe Desigualdad S.A.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí