InicioMundoInforme de ONG china expone violación de DDHH de EEUU en Medio...

Informe de ONG china expone violación de DDHH de EEUU en Medio Oriente

El documento expone graves violaciones al derecho internacional en Medio Oriente y devela las limitaciones históricas de la democracia estadounidense

La Sociedad China de Estudios de Derechos Humanos (CSHRS, por sus siglas en inglés) publicó un informe que revela una serie de crímenes cometidos por los Estados Unidos (EEUU) en Medio Oriente y áreas circundantes, que violan gravemente el derecho internacional, dejando al descubierto las limitaciones históricas de la democracia estadounidense desde su origen.

El documento, dado a conocer este martes con el título: “Estados Unidos comete delitos graves de violación de los derechos humanos en el Medio Oriente y más allá”, destaca cómo ese país se infiltra y desestabiliza gobiernos con violencia, mientras se opone firmemente a las protestas de su propia gente, según refirió la Cadena Global de Televisión China (CGTN).

El informe se centra en las violaciones sistemáticas de los derechos humanos por parte de Washington, incluyendo lanzamiento de guerras, masacres de civiles y daños al derecho a la vida y la supervivencia; graves violaciones de los derechos de las personas al desarrollo, la vida y la salud; provocación de “choque de civilizaciones”; abuso del encarcelamiento, así como la violación de la libertad de religión y la dignidad humana, describe la agencia Xinhua.

La CSHRS subrayó en su informe que Estados Unidos ha cometido crímenes de guerra y contra la humanidad, detenciones arbitrarias, sanciones unilaterales indiscriminadas y tortura de prisioneros.

El texto muestra, mediante hechos, que Estados Unidos ha violado gravemente los derechos humanos básicos de las personas en Medio Oriente, causando daños permanentes y pérdidas irreparables a los países y pueblos de la región.

“Como la naturaleza de la hegemonía estadounidense y la barbarie, la crueldad y la maldad de su política de poder han quedado completamente expuestas, todo el mundo comprenderá mejor la hipocresía y el engaño de la democracia y los derechos humanos estadounidenses”, sentencia el documento.

Desprecio por el Medio Oriente

El informe de la Sociedad China de Estudios de Derechos Humanos explica que, sin mostrar respeto por la diversidad de civilizaciones, Estados Unidos ha sido hostil a la civilización islámica, ha destruido el patrimonio histórico y cultural del Medio Oriente, ha encarcelado y torturado a musulmanes de forma temeraria y ha violado gravemente los derechos humanos básicos de las personas.

“Estados Unidos ha difundido la ‘teoría de la amenaza islámica’ por todo el mundo. Ha defendido la superioridad de la civilización occidental y cristiana, despreciado la civilización no occidental y estigmatizado a la civilización islámica etiquetándola como ‘atrasada’, ‘terrorista’ y ‘violenta'”, reza el texto.

Según la misma fuente, usando los atentados del 11-S como excusa, Estados Unidos ha exagerado la “teoría de la amenaza islámica” en el mundo. Deliberadamente engañó o incluso incitó a la gente a ser hostil frente al Islam y discriminar a los musulmanes, provocando un “choque de civilizaciones”, movilizando a la opinión pública e inventando un pretexto para justificar su guerra global contra el terrorismo.

Además, EEUU ha reprimido, insultado y acosado a los países del Medio Oriente, socavando la confianza cultural de las naciones y sus pueblos y destruyendo el orgullo nacional y la confianza propia de dichos pueblos.

El documento menciona que el abuso y la tortura de prisioneros por parte de Estados Unidos socavaron gravemente el derecho de los musulmanes a la dignidad humana.

Desde que Estados Unidos lanzó su guerra global contra el terrorismo, los escándalos de abuso de prisioneros contra musulmanes son recurrentes.

Iraquíes protestan contra los ataques liderados por Estados Unidos en Siria. Plaza Tahrir, Bagdad, Irak, el 15 de abril de 2018. Foto: Xinhua/Khalil Dawood.

Imposición hegemónica

Estados Unidos ha promovido de manera coercitiva los valores estadounidenses en el Medio Oriente, presionando por un cambio de régimen, trasplantando por la fuerza la “democracia estadounidense” e infringiendo la soberanía y los derechos humanos de otros, dice el informe de la Sociedad de Estudios de Derechos Humanos de China.

El documento explica que EEUU intenta transformar los países de la región, y establecer gobiernos frágiles y dependientes para servir a su hegemonía global.

El objetivo esencial de Washington es mantener su hegemonía militar, económica y conceptual, “que en consecuencia ha alterado las vías de desarrollo independientes de los países de la región y ha socavado gravemente la soberanía de los países pertinentes en Medio Oriente, así como los derechos de sus pueblos al desarrollo y la salud”, señala el reporte.

Estados Unidos, continúa, ha apoyado durante mucho tiempo la infiltración de organizaciones no gubernamentales y representantes en el Medio Oriente, y ha cambiado repetidamente los caminos de desarrollo de los países del Medio Oriente a través de la “revolución de color”.

El informe dice que la “transformación” forzada por Estados Unidos de Afganistán, Irak, Siria, Libia y muchos otros ha alterado el orden político y destruido la cohesión social y nacional de dichos países.

Sus “exportaciones institucionales” obligadas con un fuerte trasfondo hegemónico han “paralizado los esfuerzos de los países de la región para explorar de forma independiente sus caminos de desarrollo y han causado una serie de consecuencias desastrosas”, de acuerdo con el documento.

Desastre humanitario

Estados Unidos ha cometido crímenes al lanzar guerras en el Medio Oriente y las regiones circundantes que han causado matanzas masivas de civiles, dice el documento publicado este martes por la Sociedad de Estudios de Derechos Humanos de China (CSHRS, por sus siglas en inglés).

El documento dice que al reunir a sus aliados para lanzar la Guerra del Golfo (1990-1991), la Guerra de Afganistán (2001-2021), la Guerra de Irak (2003-2011), y participando en la Guerra de Libia y la Guerra de Siria, Estados Unidos ha creado “un desastre humanitario rara vez visto en el mundo”.

Citando un informe de la Universidad Brown de Estados Unidos, la CSHRS señaló que más de 174.000 personas murieron directamente en la guerra en Afganistán, de las cuales más de 47.000 eran civiles.

En 2003, continuó, Estados Unidos pasó por alto a las Naciones Unidas y violó un principio básico del derecho internacional que prohíbe el uso de la fuerza para lanzar la Guerra de Irak con excusas inventadas de la nada, lo que constituye una agresión contra Irak.

Según el reporte, entre 2003 y 2021, unos 209.000 civiles iraquíes murieron en guerras y conflictos violentos, y unos 9,2 millones de iraquíes se convirtieron en refugiados o se vieron obligados a abandonar su patria.

Por otro lado, citando datos publicados por las Naciones Unidas, el informe también revela que la intervención militar estadounidense se ha cobrado al menos 350.000 vidas en Siria, ha desplazado a más de 12 millones de personas, y ha dejado a 14 millones de civiles en necesidad urgente de asistencia humanitaria.

Al señalar que cientos de miles de civiles inocentes han muerto en las guerras que Estados Unidos libró o en las que participó, la CSHRS expresó que quienes cometieron los crímenes “a menudo eluden la responsabilidad por sus actos ilegales y criminales allí”.

“La masacre desenfrenada de civiles en el extranjero por parte de las tropas militares de EE. UU. sin duda constituye un crimen contra la humanidad”, apunta el documento.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí