Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
InicioEspecialSuman 17 fallecidos por represión policial en Juliaca, Perú

Suman 17 fallecidos por represión policial en Juliaca, Perú

Tras 45 muertes acumuladas en un mes desde el comienzo de las protestas el Gobierno de Perú no asume responsabilidades

La noche de este lunes La Defensoría del Pueblo de Perú informó que aumentó a 17 la cifra de muertos por la represión de las fuerzas de seguridad en la ciudad de Juliaca, departamento de Puno, contra los manifestantes que exigen la renuncia de la presidenta designada Dina Boluarte y el cierre del Congreso.

A las nueve de la noche del 9/1/2023 registramos 17 personas fallecidas en Juliaca y uno por hechos vinculados al bloqueo de vías en Chucuito, Puno”, denunció la entidad en su cuenta oficial de Twitter.

Este lunes, en el marco del sexto día de las protestas populares en reclamo de la liberación del detenido expresidente peruano Pedro Castillo, las fuerzas policiales dispararon en contra de los manifestantes en la ciudad de Juliaca, en el sureño departamento de Puno, refiere Telesur.

Con respecto a estas muertes, el expresidente de Bolivia Evo Morales llamó a las organizaciones defensoras de los Derechos Humanos a pronunciarse por el respeto a la vida.

“Hacemos un llamado a la #ONU, @CIDH, organizaciones defensoras de Derechos Humanos y movimientos sociales e indígenas del mundo a que unan sus voces para pedir el respeto a la vida de nuestros hermanos peruanos, víctimas indefensas de la represión y la exclusión política”, expresó Morales por medio del Twitter, este martes.

45 muertes en un mes de represión

La tensión y la incertidumbre marcan este martes una nueva jornada de crisis en Perú, tras 45 muertes acumuladas en un mes desde el comienzo de las protestas, y una jornada sangrienta a la que el Gobierno respondió con un discurso criticado por confrontacional, reportó Prensa Latina.

En ese difícil contexto, en horas de la tarde de este martes el gabinete ministerial se presentará ante el Congreso para exponer sus planes y pedir la confianza ratificatoria del pleno, donde todo indica que el primer ministro, Alberto Otárola, deberá dar explicaciones sobre las 17 muertes de ayer en la ciudad surandina de Juliaca.

Otárola tuvo a su cargo el lunes en la noche un mensaje televisivo, junto a un grupo de ministros, cuando se creía que la presidenta Dina Boluarte sería quien asumiera esa tarea.

El congresista opositor Flavio Cruz comentó que la ausencia de la mandataria fue muy significativa, sugirió que podría evidenciar que no es ella quien gobierna, y calificó de autoritario el tono del discurso leído casi a gritos por el primer ministro.

Ese último atribuyó los luctuosos sucesos de la víspera a un ataque masivo y organizado contra los policías, con explosivos y armas artesanales y sostuvo que “las muertes expresan una responsabilidad directa de quienes quieren dar un golpe de Estado”.

Otárola responsabilizó al anterior gobierno por azuzar las marchas y protestas por el Perú que han dejado 75 policías heridos hasta el momento.

Sin asumir responsabilidades

Sin hacer ninguna autiocrítica ni asumir responsabilidades, dio a entender que el encarcelado expresidente Pedro Castillo estaría “coordinando indebidamente estas movilizaciones” con el fin de buscar impunidad.

“Aquellos azuzadores y violentistas que no pudieron enervar al Estado peruano y quebrar la democracia y que quisieron derribar a las instituciones públicas durante la asonada que empezó el 7 de diciembre del año pasado, en esta segunda convocatoria han dado un paso más y han tratado de subvertir el orden constitucional”, aseveró Otárola.

Se refirió a las movilizaciones desatadas tras ese día cuando Castillo fue destituido y encarcelado por intentar la disolución del Parlamento opositor.

Esas acciones dejaron un rastro de 22 manifestantes muertos y seis en accidentes en situaciones derivadas de las protestas, a las que se añadieron los 17 decesos de ayer, sumando 45, según conteo de la Defensoría del Pueblo.

Agregó que el Gobierno no permitirá la asonada contra Lima, como llamó a las marchas a la capital que proyectan pobladores de Puno, región en la que se encuentra Juliaca y en cuya capital anoche hubo incendios y saqueos.

El primer ministro aseguró además que las fuerzas gubernamentales van a recuperar el orden en Puno, adonde viajará hoy una misión gubernamental en busca de diálogo y llevando medicinas para la atención de los heridos, más de 40 civiles, incluyendo un menor de edad y un médico abatido cuando socorría a heridos en las calles.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí