InicioMundoUn informe critica a Benedicto por encubrir casos de abuso a menores

Un informe critica a Benedicto por encubrir casos de abuso a menores

Este jueves fue publicado de un informe en el que se acusa de «inacción» al papa emérito Benedicto XVI por casos de abuso sexual contra niños en Alemania, ante este hecho el Vaticano expresó su «vergüenza» y «remordimiento».

Benedicto XVI fue duramente criticado en el informe por encubrir cuatro casos de abusos sexuales contra niños cuando era arzobispo de Múnich y Freising, entre 1977 y 1982, reseñó la agencia de noticias AFP.

El informe fue encargado por la misma archidiócesis alemana a un equipo de abogados y reconoce que Joseph Ratzinger, actual papa emérito Benedicto XVI, rebatió «estrictamente» todas las acusaciones.

El cardenal Joseph Ratzinger, antes de convertirse en papa, no tomó ninguna medida contra cuatro eclesiásticos sospechosos de abusos de menores, afirmaron los abogados del gabinete Westpfahl Spilker Wastl (WSW) en este informe.

Vaticano siente vergüenza

En la declaración oficial, la Santa Sede quiso «reafirmar su sentimiento de vergüenza y remordimiento por los abusos de menores cometidos por religiosos» y manifestó «a todas las víctimas su cercanía», aseguró el portavoz del Vaticano, Matteo Bruni.

El vocero papal subrayó que el Vaticano «no conoce el contenido» del informe independiente divulgado este jueves en Alemania y confirmó que la iglesia «seguirá el camino que ha emprendido para proteger a los menores, garantizándoles un entorno seguro», dijo.

«En los próximos días, luego de su publicación, se tendrá conocimiento del informe y se podrán estudiar adecuadamente los detalles», precisó Bruni.

A dos religiosos acusados de varios abusos, casos que fueron comprobados por los tribunales, se les permitió seguir con sus obligaciones pastorales, según denuncia el informe.

Los autores del documento están convencidos de que Ratzinger estaba al corriente del pasado pedófilo de uno de los sacerdotes involucrados y que no actuó con firmeza ante ello.

Los expertos dicen estar «convencidos» de que Ratzinger, estaba al corriente del pasado pedófilo del sacerdote Peter Hullermann.

Este vicario de Renania del Norte-Westfalia fue acusado en 1980 de graves abusos sexuales a menores. Las autoridades eclesiásticas lo trasladaron a Baviera, donde, a pesar de la terapia psiquiátrica, continuó con los abusos. En 2010 finalmente se vio obligado a jubilarse. 

Ratzinger negó conocer el pasado de este vicario, cuyo caso causó gran revuelo en 2010, precisamente durante su pontificado.

En el informe abordan al menos los casos de 497 personas, la mayoría de ellos hombres jóvenes y menores, y contabiliza a 235 presuntos autores de los abusos, de ellos 173 sacerdotes y 9 diáconos, aunque se presume que puede haber otros, reseñó la agencia EFE.

Arrepentimiento

Por su parte, el cardenal Reinhard Marx, arzobispo de Múnich, se declaró este jueves «conmocionado y avergonzado» tras la publicación de un informe sobre el encubrimiento de abusos sexuales en esa archidiócesis alemana que también incluye al papa emérito Benedicto XVI.

«Mis primeros pensamientos son para los afectados por los abusos sexuales, que han experimentado daño y sufrimiento a manos de representantes de la Iglesia, sacerdotes y otros empleados eclesiásticos,» afirmó, durante una breve comparecencia retransmitida en directo.