Garantías

En el discurso opositor, uno de los argumentos para no participar en elecciones consiste en que “no hay garantías”. La mayoría de las veces se usa esa frase así, genéricamente, sin especificar cuáles son las garantías que no hay y que ellos necesitan. Esa indefinición es típica del discurso oportunista porque, pase lo que pase y cambie lo que cambie, siempre les permitirá decir que no existen las garantías que ellos consideran suficientes y entonces no aceptan ir a elecciones. 

Quien no quiere ir a elecciones es porque sabe que no va a ganar. Según el activista opositor Leonardo Carvajal, en 2015 había “menos garantías” que en la actualidad, y sin embargo la oposición (toda la oposición) participó y ganaron. Estaban seguros. “Compare, una a una, las condiciones o las características del proceso electoral del 2015, que fueron las últimas elecciones legislativas, con las que se están dando en el 2020; una a una, y luego haga el balance. El balance que hace Leonardo Carvajal es francamente positivo. No estoy diciendo que las condiciones son perfectas, pero creo que hay un cúmulo de ellas, lo que diría un abogado: ‘una pluralidad de indicios concordantes’, que lleva a suponer que pueden ser menos ventajistas, más justas, más democráticas, que en el 2015”. 

Se conformó un nuevo CNE con importante participación opositora. Se restableció en la ley electoral la representación proporcional de las minorías. Se invitó a la ONU y la UE a observar el proceso electoral. Se liberaron presos políticos. Se habilitaron las tarjetas de los partidos opositores. Se restableció el financiamiento público de las campañas electorales. Todas son mejoras respecto a 2015. Es decir, que la oposición ganó aquella vez “con menos garantías”, porque tenían la mayoría. Ahora, al parecer, no la tienen, o no están seguros de tenerla. Por eso prefieren la violencia a la democracia. 

Si algo amenaza, no solo las condiciones electorales, sino al país en general, es el brutal bloqueo que la propia oposición pidió y ayudó a establecer por parte de poderes extranjeros. Si no hay gasolina, es porque ellos así lo quisieron. 

La única opción que le queda al país es rescatar la política, que chavismo y antichavismo se midan, se reconozcan y logren un acuerdo político que procure el desbloqueo y ofrezca a la gente verdaderas garantías de vida. 

@ÁngelDanielCCS