InicioOpiniónLa reflexión necesaria

La reflexión necesaria

Pareciera que la ciencia que conocemos y que utiliza el método científico para hacerse de los conocimientos, está signada por el positivismo como paradigma y sistema teórico dominante. Sin embargo, la polémica previa entre lo cuantitativo y lo cualitativo, muchas veces la obviamos o desconocemos.

Me refiero a la polémica entre lo platónico y lo aristotélico, lo deductivo y lo inductivo, que prevaleció hasta imponerse lo cuantitativo por encima de lo cualitativo, posicionándose el primero como la única forma de analizar los hechos y generar conocimiento. Platón, Euclides y Pitágoras avanzaron logrando los aportes más importantes en matemática y astronomía, que posteriormente se consolidaron como el paradigma cuantitativo dominante, ya entrada la Edad Media. Se colocaba lo cualitativo como el paradigma de lo subjetivo, ni científico ni riguroso.

Seguidamente, las polémicas continúan, básicamente porque el conocimiento avanza y se acumula, surgen nuevos elementos y necesidades en contextos diferentes. Es así como luego de la Revolución Francesa, el positivismo, ya instaurado, se enfrenta con la hermenéutica, buscando ésta última comprender (más que explicar) los acontecimientos culturales o de la vida.

Hoy en día, se reconocen los paradigmas positivista, interpretativo, socio-crítico y complejo. Todos coexisten y se complementan en lo cualitativo, especialmente si afirmamos que las teorías, los métodos, los sujetos del conocimiento y la imagen que se crea del objeto, forman parte integrante de los paradigmas, esos sistemas de creencias que se evidencian desde lo ontológico, lo epistemológico y lo metodológico y que dan cuenta de la naturaleza de la realidad estudiada, la finalidad de la investigación misma, su diseño y propósito, la relación sujeto-objeto, los valores y hasta las técnicas, instrumentos o estrategias utilizadas por el investigador/a, dentro de una globalidad que es multidimensional y compleja.

Ante la incertidumbre, la visión del mundo, la filosofía, las teorías del conocimiento y las modalidades cognitivas, se perfilan más esencialistas, realistas y dialécticas. Se conoce desde la autoconciencia y la objetivación y el investigador/a en su relación estrecha con el objeto, conoce desde el subjetivismo-formalismo pero también desde el empirismo y el positivismo, para explicar y comprender la realidad dada.

Estos debates invitan a la reflexión permanente para colocar en tensión diversidad de temas que hoy en día no pueden ser pensados desde espacios disciplinares sino en su compleja relación-tensión entre las mismas. Reflexión que además de permitir conocer de dónde venimos, nos impulsa a descubrir horizontes transformadores y a la formulación de políticas que desde el ámbito de la ciencia, la tecnología y la innovación son imprescindibles para responder al nuevo contexto nacional y mundial en el que nos encontramos.

El V Congreso Venezolano de Ciencia, Tecnología e Innovación, a celebrarse en Caracas del 29 de noviembre al 3 de diciembre de 2021, se perfila como el espacio para reflexionar sobre estos temas. Participemos.

La autora es presidenta del Observatorio Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación

Correo: [email protected]

@griromhill