La revolución tecnológica

El día tope para inscribir las candidaturas conversaba con amigos que habían tenido buenos cargos durante el puntofijismo. Gente honesta que no se hicieron millonarios y a quienes la generación fundadora de AD no les permitió mandar por considerarlos a los cincuenta años “unos muchachos”.

Uno de esos amigos quería frase prestada de Vargas Llosa conocer mi opinión sobre “cuando se jodió AD: mi respuesta fue tajante “eso comenzó cuando los adecos perdieron el poder”.

Mi respuesta provocó una repregunta: “Domingo, quise saber según tu opinión la fecha a partir de la cual AD dejó de hacer historia”.

Sin dudar respondí que AD había solo “hecho historia” en 1945, cuando en su gobierno revolucionario permitió el voto de mujeres, de pobres, de analfabetas y mayores de 18 años… que era un viejo anhelo. ¡Después el partido “del pueblo” se durmió sobre viejos laureles!

Como no concordábamos en culpar a Lusinchi o en la definición de lo que es “historia” regresamos al presente para caer en cuenta de que a pesar que los únicos candidatos de la oposición que movilizaron militantes para inscribir sus candidatos fueron los adecos y ex adecos… ese partido, como “la oposición” en  general, está con las manos vacías al carecer de una teoría para lo vital que es la revolución tecnológica en un siglo que apunta hacia un nuevo feudalismo.

Sin ese ingrediente que pasa por la Educación,  Venezuela no recobrará, la prosperidad saudita que ofrecen “para ya” los demagogos sin darse cuenta que 2 o 3 generaciones de venezolanos por carambola vivimos mejor que todas las anteriores… desde la llegada del petróleo que nos hizo importantes en el mundo… y permitió que el populismo nos endeudara innecesariamente… “porque los venezolanos tienen con qué pagar”.

Es obvio que el mundo no financiará más con sus ahorros una industria de exportación venezolana  cómo fueron las petroleras.

Sobre recobrar la prosperidad el gobierno con  siembras, casinos y bodegones supone que es posible rescatar los ingresos de la Venezuela Saudita.

No lo creo.

La situación requiere cambios en la educación pero en vía de la robótica… la bioingeniería y cosas por el estilo… vía que la nueva ministra o la rectora de la UCV… no parecen entender.

Por eso el problema de estas elecciones no es votar o  abstenerse… es más bien… ¿habrán candidatos que valgan la pena?

 

Enlaces patrocinados

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com