InicioOpiniónSocialismo, igualdad y libertad

Socialismo, igualdad y libertad

La desigualdad social en forma plena aparece con la propiedad. De modo que son siglos reclamando el rescate de la igualdad que alguna vez existió. Y a lo largo del tiempo, las doctrinas socio-filosóficas abogan por la implantación de una nueva realidad caracterizada por la búsqueda y logro de la justicia, la igualdad y la libertad. ¿Pero se ha logrado alguno de esos objetivos?

Hasta hoy el mundo permanece inamovible en la historia de la propiedad. Es la historia que rige todos nuestros pasos por encima de proclamas y movimientos que dicen luchar por alcanzar una igualdad capaz de acercarnos a otra forma de vida. Pero mientras, sólo existen teorías, alegatos, aspiraciones.

Y a lo largo del período son muchas las acciones para controlar y disfrazar la opresión impuesta por los imperios de la desigualdad. Sobre esta base material, legal y del engaño-demagogia se crea, por ejemplo, la democracia esclavista griega y el imperio romano con un mundo de emperadores y otro de los mismos sometidos. Comienza así la existencia de una desigualdad buena y aceptada y legalizada que cuenta con las mejores formas de engaño para mantener la diferencia entre poseedores y empobrecidos.

Este panorama, que reproduce el poder de los dioses traspasados ahora a los poderosos terrenales, se mantiene y crece por siglos sin mayores dificultades. Y lo estará, en teoría, hasta que surge una nueva concepción material del mundo, según la cual la historia la hacen los hombres, desde una nueva concepción que permita enfrentar los poderes y fuerzas de quienes actúan hasta hoy como actores fundamentales. Es la doctrina marxista que se plantea la “lucha de clases como motor de la historia”.

Y sobre la base de esa “violencia de clases” ¿se ha puesto a andar las diferentes “revoluciones” o transformaciones de la sociedad? ¿Ocurrió esto en Rusia, China, Corea, Vietnam o Cuba? ¿Se extinguió en los 174 años transcurridos desde la aparición del Manifiesto Comunista, y de los primeros pasos socialistas—comunistas, la desigualdad, la lucha de clases, poderosos y desheredados? ¿Son o no socialismos-comunismos que no han logrado salir del capitalismo? ¿Pero el ‘socialismo bolivariano’ es algo diferente, auténticamente revolucionario?

Sancho, ¡Mucho se ha andado tras un socialismo que todavía luce como utopía, interesada distracción u otra fase de la misma democracia!