InicioOpinión¡Vivan los grandes hombres!

¡Vivan los grandes hombres!

“Este lunes (5 de octubre) Venezuela se levantó con la noticia de la anulación del fallo del Tribunal Superior (inglés) que le otorgaba a Juan Guaidó el control de las 31 toneladas de oro depositadas por el BCV en el Banco de Inglaterra”. ¿Venezuela se levantó? Es una traducción pálida, pues, ¡todo el país estuvo bailando de una sola pata, por tan grande alegría! Primera vez que, en cuestión de 5 años, se le ve en el país una suerte tan grande, nacida de pura justicia y coraje.

Dejaremos a otros los comentarios de orden jurídico y diplomático. Desde el punto de vista diplomático (no así desde la justicia, es demasiado claro), el oro de Venezuela – entre Maduro y Guaidó – vive todavía una complicada situación legal, un vaivén entre dos supuestos dueños de desigual peso jurídico. A Dios gracias, el Tribunal inglés terminó por reconocer la legalidad de la misión diplomática del Gobierno de Maduro.

Mientras tanto, esta decisión es de orden capital, no sólo para Venezuela, sino también para el porvenir de cualquier país y gremio social. ¿Cuántos bancos de Estado o privados no arriesgan con encontrarse en situaciones de igual fragilidad económica en los próximos años. Sobre todo desde la legislación neoliberal que es común entre todos los bancos. En el mundo neoliberal, los ricos sacan fácilmente las garras para atacar o defenderse… Pobre Venezuela, pobre Cuba, países presos durante años de una violencia diaria; violencia permanentemente activa.

¿Casualidad? Probablemente. Pero al día siguiente, el martes pasado, un día después de la defensa victoriosa de la justicia internacional en nuestro país, otro diplomático europeo vino a presentar sus credenciales al presidente Maduro, al mismo que Suiza había rechazado desde el año 2015. Suiza, de este país agresor se trata, volvió a reafirmarse en favor de Guaidó, desconociendo de nuevo el orden político nuestro en el año 2019. ¿Habrán aprendido? Lo dudo.

Nosotros tenemos también nuestros grandes hombres de Estado. Gente como Maduro, Arreaza, Moncada, Valero…Cuánta astucia, generosidad, profesionalidad, iniciativa, coraje, sentido crítico, rectitud, inteligencia…Ninguno es perfecto o sin límites. Pero, capaces todos de actuar juntos para bien del país. ¡Qué grande es el aprendizaje de la vida!

Sacerdote de Petare

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí