InicioPolíticaALBA-TCP rechaza informe de Estados Unidos sobre Derechos Humanos

ALBA-TCP rechaza informe de Estados Unidos sobre Derechos Humanos

Representa una intromisión en los asuntos internos de los Estados

La Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América-Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP) rechazó categóricamente el informe unilateral del Departamento de Estado del Gobierno de Estados Unidos (EEUU) sobre los Derechos Humanos.

«La Secretaría Ejecutiva de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América — Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP) rechaza categóricamente el Informe unilateral del Departamento de Estado del Gobierno de los Estados Unidos de América sobre los Derechos Humanos, publicado el 12 de abril de 2022», expresa parte de un comunicado publicado por el bloque, este viernes.

El secretario ejecutivo del ALBA-TCP, Sacha Llorenti, dio a conocer el documento, en el que se recalca que el informe «representa una intromisión en los asuntos internos de los Estados».

Asimismo, subraya que «el seudo informe de países sobre prácticas de derechos humanos del año 2021 ha sido elaborado por un Estado que ha impuesto, por más de 60 años, un genocida e ilegal bloqueo económico, comercial y financiero contra un país, recrudecido de forma deliberada en un escenario de pandemia, lo que constituye una prolongada, flagrante y sistemática violación de derechos humanos de todo un pueblo».

A continuación, el contenido íntegro del comunicado:

«La Secretaría Ejecutiva de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América — Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP) rechaza categóricamente el Informe unilateral del Departamento de Estado del Gobierno de los Estados Unidos de América sobre los Derechos Humanos, publicado el 12 de abril de 2022.

El seudo Informe de países sobre prácticas de derechos humanos del año 2021 ha sido elaborado por un Estado que ha impuesto, por más de 60 años, un genocida e ilegal bloqueo económico, comercial y financiero contra un país, recrudecido de forma deliberada en un escenario de pandemia, lo que constituye una prolongada, flagrante y sistemática violación de derechos humanos de todo un pueblo.

La elaboración del informe anual, por casi cinco décadas, representa una intromisión en los asuntos internos de los Estados que pretende erigirse como un instrumento para calificar las políticas de los países en materia de derechos humanos.

Un Estado que aplica medidas coercitivas unilaterales contra los pueblos y Gobiernos del mundo y realiza campañas de desinformación y de desprestigio para lesionar a otros Estado, además, de no revisar su situación interna, no puede aspirar a dar lecciones en materia de derechos humanos.

La Secretaria Ejecutiva del ALBA-TCP reitera su rechazo al citado Informe que adolece de moral y de rigor técnico y que se usa de manera oportunista para agredir a otros Estados. Asimismo, hace un llamado a rechazar está acciones injerencistas y ratifica su compromiso con la promoción, respeto y defensa integral de los derechos humanos».

FUENTEAVN