InicioPolíticaEmbajada rusa acusa a Colombia de buscar enemigos ficticios

Embajada rusa acusa a Colombia de buscar enemigos ficticios

La embajada de Rusia en Colombia acusó este viernes al ministro de Defensa de ese país, Diego Molano, de buscar «enemigos ficticios» al refierirse a una intervención extranjera en la frontera con Venezuela.

El cuerpo diplomático fija así su postura ante las declaraciones de Molano, quien el jueves señaló a Rusia e Irán de prestar apoyo y asistencia técnica para que la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) movilice tropas a la frontera.

«La Embajada de la Federación de Rusia en la República de Colombia constata con perplejidad los continuos intentos de acusar sin fundamento a la Federación de Rusia de la presunta injerencia en los asuntos internos de Colombia», dice un comunicado emitido por la embajada rusa en Colombia.

El cuerpo diplomático recordó la reunión reciente que el presidente de Colombia, Iván Duque, tuvo con los jefes de Misiones Diplomáticas acreditadas en el país, por lo que calificó las declaraciones de Molano de «irresponsables».

«Desgraciadamente, en esto ‘se destacó’ nuevamente el Ministro de Defensa, Señor Diego Molano, quien el 3 de febrero del a.c. en su búsqueda incansable de enemigos ficticios, al citar una vez más unos ‘datos de inteligencia’ sin ninguna comprobación, habló de la ‘intervención extranjera’ en la frontera con el estado vecino, que se está realizando supuestamente con el apoyo y asistencia técnica, incluso por parte de Rusia», señala parte del texto.

Sobre el encuentro entre el embajador ruso y Duque, el cuerpo diplomático ruso señala que las autoridades colombianas abogaron por «el desarrollo de la cooperación, inclusive en el contexto de la pronta partida para Moscú al lugar de trabajo del recién nombrado nuevo Embajador de Colombia en Rusia».

A continuación el texto completo del comunicado:

«La Embajada de la Federación de Rusia en la República de Colombia constata con perplejidad los continuos intentos de acusar sin fundamento a la Federación de Rusia de la presunta «injerencia en los asuntos internos de Colombia». Desgraciadamente, en esto “se destacó” nuevamente el Ministro de Defensa, Señor Diego Molano, quien el 3 de febrero del a.c. en su búsqueda incansable de enemigos ficticios, al citar una vez más unos “datos de inteligencia” sin ninguna comprobación, habló de la «intervención extranjera» en la frontera con el estado vecino, que se está realizando supuestamente con el apoyo y asistencia técnica, incluso por parte de Rusia.

Esas declaraciones irresponsables del miembro del Gabinete gubernamental parecen aún más inapropiadas en vista de la reunión del presidente Iván Duque con los jefes de Misiones Diplomáticas acreditadas que fue realizada el mismo día, donde el mandatario colombiano se pronunció por el desarrollo de los vínculos amistosos de Bogotá con el mundo exterior y en el correr de una breve conversación con el Embajador de Rusia junto con la Vicepresidenta y Canciller, Marta Lucía Ramírez, abogó por el desarrollo de la cooperación, inclusive en el contexto de la pronta partida para Moscú al lugar de trabajo del recién nombrado nuevo Embajador de Colombia en Rusia.

Apéndice de EEUU

Por su parte el ministro de Defensa de Venezuela, Vladimir Padrino López, también se refirió a las declaraciones de Molano y señaló a Colombia de ser «el apéndice del Comando Sur» en el continente.

«Colombia, país que la oligarquía bogotana ha convertido en el apéndice del Comando Sur en nuestra América, en sede de las bases militares de EE.UU., en objeto del adocenado ‘Plan Colombia’, en la socia global de la OTAN, denuncia injerencia en Venezuela… ¡Dios mío!”, dijo a través de Twitter.

El jefe del Comando Estratégico Operacional de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (Ceofanb), Domingo  Hernández Lárez, salió al paso al ministro de la Defensa de Colombia, Diego Molano, quien denunció a Moscú por “injerencia extranjera en el borde de la frontera” con asistencia de Venezuela, información que dijo habría recibido a través de sistemas de inteligencia. 

Ante tal acusación, Hernández Lárez publicó en su cuenta de twitter que Venezuela no necesita “permiso de nadie para mover nuestros vehículos rusos, iraníes, gringos, italianos, ingleses, franceses, austriacos, israelíes ni cualquiera que nos venga en ganas”.

A principios del mes pasado, Colombia acusó a Venezuela de «proteger» a los cabecillas de los grupos armados colombianos en su territorio, una cuestión que fue negada rotundamente por el gobierno del presidente Nicolás Maduro.

En el marco del III Congreso Internacional Antidrogas, Molano dijo ante la prensa que fuentes de Inteligencia de Colombia habrían identificado la «injerencia extranjera en el borde de la frontera».

«Por inteligencia tenemos la información de que del otro lado están estas confrontaciones que tiene el ELN [Ejército de Liberación Nacional], aliado con la segunda Marquetalia, para sacar a las disidencias de las FARC», habría expresado el ministro.

Asimismo, dijo que saben que «han sido movilizados hacia la frontera también algunos hombres y unidades de la Fuerza Militar Bolivariana [en referencia a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana de Venezuela] con el apoyo y la asistencia técnica de Rusia y con el apoyo y la asistencia técnica de Irán, allá al otro lado de frontera».

La postura de Venezuela aseguró que los señalamientos de Molano son una estrategia de propaganda recurrente de la Administración de Duque para no asumir la responsabilidad por las violencias en su territorio, achacándoselas a Caracas.