InicioAnzoáteguiAnzoatiguenses veneraron a su patrona la Virgen de la Candelaria

Anzoatiguenses veneraron a su patrona la Virgen de la Candelaria

La ciudad de Cantaura, en el municipio Freites, se convirtió en capital espiritual del estado Anzoátegui este miércoles 2 de febrero, para celebrar la natividad de Nuestra Señora de la Candelaria.

En honor a la “virgen portadora de la luz”, que es la patrona del estado, de la primera Diócesis del estado y del municipio Freites, se realizó el rosario de la aurora y una misa a las 6 de la mañana para dar inicio a la celebración religiosa, en donde los fieles de todo el país la honran.

La venerada imagen fue llevada en procesión desde el Santuario Mariano, por las calles de Cantaura, hasta el Paseo Culto Recreacional que construyeron en su honor.

Allí, se realizó a las 10 de la mañana, la Santa Misa Solemne, presidida por Monseñor Jesús González de Zárate, presidente de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV), quien estuvo acompañado por el clero de la Diócesis de Barcelona y la Diócesis de El Tigre, además de autoridades regionales y locales.

“Al pueblo de Cantaura que por muchísimos años ha expresado su fe infinita en Dios y en su patrona; hoy acompaño a los fervientes católicos, a los miles de marianos que se dan cita a manifestar libremente su creencia”, expresó el gobernador, Luis Marcano.

Al acto asistieron autoridades regionales

Días de júbilo

La alcaldesa, Dalinda Materán, declaró días de júbilo no laborables los días 2 y 3 de febrero, para honrar a la Virgen de la Candelaria, en todo el territorio del municipio Freites.

La mandataria local, expresó que se aplicarán todas “las medidas correspondientes y necesarias” de bioseguridad durante el desarrollo de las fiestas patronales, debido a la pandemia del Covid-19.

Estrena joyas

Este año, la imagen de la patrona de Anzoátegui y el Niño Jesús lucen nuevas coronas y la luna que está a los pies, que fueron confeccionadas por la Orfebrería Castilleja de Sevilla, en España.

Como todos los años, la venerada figura luce un nuevo vestuario, que para esta ocasión fue una obra de la Casa Prado & Calderón.