InicioPulsoInicia consulta pública de la Ley para la prevención del abuso sexual

Inicia consulta pública de la Ley para la prevención del abuso sexual

El concejo municipal de Maracaibo inició la consulta pública de la Ley Orgánica para la prevención y erradicación del abuso sexual contra niñas, niños y adolescentes, convocadas por la Asamblea Nacional que incluye la participación de diversos organismos que tienen competencia en esta área, así como las comunidades organizadas. 

El presidente del concejo municipal de Maracaibo, José Sierra, expuso que debido a que muchos casos de abuso sexual en niñas, niñas y adolescentes ocurren en el entorno familiar urge un debate real, sin complejos, con el propósito de aportar propuestas, utilizando diversos medios y acudiendo a todos los escenarios posibles, con mayor énfasis en las comunidades.

Agregó Sierra que la meta es incluir todos los ítems necesarios que se complementarán con lo establecido en la Lopna, para ampliar la protección de esta población; por ello en Maracaibo se conformaron los equipos promotores municipales.

Destacó Sierra que en todas las instituciones y centros educativos, oficiales y privados, del sistema de educación inicial, primaria, bachillerato y universitaria deberán desarrollarse acciones para la prevención del abuso sexual contra niñas, niños y adolescentes y «se requiere garantizar programas permanentes de información y educación dirigidos a las niñas, niños y adolescentes, de acuerdo a su desarrollo, en salud sexual y reproductiva para la prevención todas las formas de abuso sexual». 

Por su parte, Selene Estrach, directora de desarrollo social de la Alcaldía de Maracaibo, resaltó el rol protagónico del Estado, con la participación solidaria y activa de la sociedad, en el desarrollo de programas de protección dirigidos específicamente a las niñas, niños y adolescentes en condición de víctimas de abuso sexual y a sus familiares, con preferencia a quienes estén en condición de vulnerabilidad, entre ellas por motivos de género, origen étnico, situación social, discapacidad o salud. 

Considera necesario informar “el trabajo que realizan nuestras instituciones, visibilizar las fortalezas del Sistema de Protección que tiene independencia concreta en la ejecución de sus programas y políticas destinadas a la atención y protección de las niñas, niños y adolescentes, con el propósito de erradicar todo hecho violento contra la población que abarca esta Ley”.

Agregó que se deben hacer aportes específicos para ampliar esta Ley, además de profundizar las políticas concretas, especificar lo que se ejecuta en las instituciones del municipio en relación a la protección y prevención del abuso sexual. “Seamos mejores en prevenir y evitar los abusos sexuales en nuestros menores y adolescentes, para lograr así erradicar este flagelo”. 

Explicó Estrach que esta Ley Orgánica fomenta la creación de programas para la atención en salud física y mental, así como acompañamiento integral a las niñas, niños y adolescentes en condición de víctima de abuso sexual, y sus familias.

“Además es importante informar que se creará la Comisión Nacional para la Prevención y Erradicación del Abuso Sexual contra los Niñas, Niños y Adolescentes como espacio de coordinación entre los órganos y entes del Poder Público para garantizar la efectividad, eficiencia y calidad de la acción del Estado en la lucha contra el abuso sexual de las niñas, niños y adolescentes, este ente contará con una Secretaría Ejecutiva. Su organización y funcionamiento se regulará por la presente Ley y su reglamento interno”, agregó la directora de desarrollo social. 

María Ávila, coordinadora general del Consejo de Protección de niños, niñas y adolescente, propuso “romper el tabú de restringir la información sexual en el seno familiar, así como en las instituciones educativas. Hay que profundizar en este tema para lograr la mayor participación posible en beneficio a la construcción de esta Ley. El mayor reto es promover la denuncia oportuna, además se requiere mayor sensibilización y capacitación de los entes y organismos de seguridad receptores, en relación a las actualizaciones legales pertinentes».

Artículo anteriorLos fraudes en Venezuela
Artículo siguienteLa obstinación politiquera