InicioPulsoMuralistas ambientalistas toman paredes de pueblo yaracuyano

Muralistas ambientalistas toman paredes de pueblo yaracuyano

Un grupo de muralistas ambientalistas de distintas regiones del país esta semana tomó varias paredes de la población rural La Marroquina, en San Felipe, Yaracuy, para pintarlas con motivo de la celebración mundial del Día de las Aves, que se conmemoró el 10 de enero.

Entre los artistas participantes resaltan Paola Cardozo, conocida como Paola que Pinta, Patricia Proaño y Alfredo Brito, artísticamente conocido como Aljobrito, todos de Yaracuy.

También participaron Mahot (Caracas), Sense (Lara), Jotashock (Carabobo), quienes dejaron plasmadas sus obras con aves como el gavilán cari cari, lechuza blanquinegra, maracaná, carpintero abado, tucán tilingo acorallado, lechuzón de anteojos y el querido colibrí, que se encuentran en muchas partes del país, en especial en el área de La Marroquina, en Yaracuy.

Alfredo Brito, en representación de los artistas, refirió que el plan de las obras muralistas es dar a conocer la diversidad de especies avícolas que viven en esa particular zona rural, caracterizada por el cultivo de cacao.

También se busca concienciar sobre la conservación de la fauna, flora y medio ambiente en general.

Explicó que los cacaotales atraen a una amplia variedad de aves y crean ecosistemas únicos que favorecen a la naturaleza y a la vida. “Por eso estamos uniendo esfuerzos para despertar el interés hacia la preservación de la vida y de la naturaleza”, refirió el artista.

Un video ecologista sobre los bosques de chocolate La Marroquina está tomando especial relevancia por el auge que actualmente tiene la siembra de cacao, la cual se conforma en grandes cacaotales conocidos cariñosamente como “bosques de chocolate”.

Brito, informó que a propósito del Día de las Aves también se estrenó un documental en la plataforma YouTube llamado “Aves del Cacao”, que se puede ver en la dirección youtu.be/dM0eSdWwhjY. En él se presentan las particularidades de los cacaotales y su variada fauna, incluyendo las aves que conforman su ecosistema.

La producción audiovisual se realizó en la reserva ecológica Guáquira, de La Marroquina, donde se cultiva el cacao en amplias hectáreas, con la participación de los vecinos y comunidades de la zona.

Refirió que el documental, de 22 minutos, fue producido por un grupo de apasionados documentalistas, entre ellos él mismo, quien lo dirigió y participó en la fotografía.