WhatsApp anunció cambios en su privacidad y desató gran polémica

 WhatsApp ha publicado un aviso anunciando cambios en su privacidad y se ha desatado la locura.De forma casi inmediata, los usuarios de WhatsApp de casi todo el mundo (aunque no afecta a los europeos) han empezado a investigar sobre el mercado de la mensajería en busca de un lugar más seguro en el que refugiarse. La pérdida de usuarios ha hecho que la propia compañía ha creado una página para explicar qué hace exactamente con los datos de sus usuarios.

WhatsApp ha comenzado a avisar que iba a empezar a colaborar de forma más estrecha con su matriz, Facebook, compartiendo más datos de los usuarios con ella y con las demás empresas del grupo. ¿Datos privados? No, datos de uso de cara a mejorar los servicios de publicidad de Facebook, explica una nota del portal de tecnología Xátaca.

La eterna polémica sobre si se comparten o no datos de las conversaciones privadas de los usuarios (cifradas y sin acceso por parte de la empresa) ha vuelto a ponerse sobre la mesa y la estampida de usuarios hacia otros servicios ha forzado a WhatsApp a mover ficha. Y esa ficha ha sido la de elaborar una página para sus condiciones explicando justo eso, que no acceden a la información privada ni a sus conversaciones. El problema, quizá, es que han añadido más texto a una sección, la de sus condiciones de uso, que la gran mayoría de usuarios no lee.

WhatsApp ha añadido una nueva sección al apartado de ayuda de su web en la que indica que no acceden a los mensajes enviados entre los usuarios de la plataforma, ni a los mensajes de texto ni tampoco a cualquier tipo de adjunto que se intercambie, ya sea una foto, un vídeo o un archivo de audio o documento. Tampoco acceden a los datos de localización. WhatsApp recalca también que es posible crear chats con mensajes que se autodestruyen, para así elevar el nivel de seguridad.

Veremos si este mensaje surte efecto o no entre sus usuarios los términos y condiciones no se encuentran entre los textos más leídos de las apps y servicios online, y probablemente este mensajes pase bastante desapercibido. Y el temor a los movimientos de Facebook puede pasar una seria factura a WhatsApp. Al fin y al cabo, comparten el mismo techo.

La relación entre WhatsApp y Facebook se haría obligatoriamente más estrecha para aquellos que utilicen la aplicación de mensajería fuera de Europa: los términos de privacidad actualizados amplían el número de datos personales que WhatsApp comparte con su empresa matriz, Facebook. Y los usuarios de India comienzan a recibir una alerta que les obliga a aceptar dichos términos.

Cuando Facebook compró WhatsApp en 2014, y abonó la nada desdeñable cifra de 19.000 millones de dólares, todos tuvimos claro que la aplicación de mensajería iba a aportar a la empresa de Zuckerberg una enorme cantidad de beneficios. Teniendo ya una plataforma tan popular como lo era Messenger, Facebook vio la oportunidad de conseguir un retorno importante gracias a los datos de los usuarios. Poco a poco la relación entre WhatsApp y Facebook fue estrechándose. Hasta la obligación de aceptar el trasvase de datos entre los servicios.

Enlaces patrocinados