Acuerdan medidas para mascotas comunitarias

Proteccionista de animales que hacen vida en el sector Llano Alto, en el municipio Carrizal, acordaron con la casa de Justicia y Paz de la jurisdicción las responsabilidades en el cuidado y atención de los perros comunitarios, luego de recibir denuncias de vecinos que hacen vida en la zona, sobre inconvenientes ocasionados por 14 canes protegidos.

Juliana López, vecina de Llano Alto, señaló que se han creado una serie de problemas a la comunidad por un grupo de proteccionistas que se han dedicado a alimentar a animales comunitarios en la vía pública.

Entre tanto, Nereida Pérez, representante del grupo Unidos por los Animalitos, indicó que “nos han visto como enemigos y hemos sido agredidos por parte de otras personas”.

Ambas partes acudieron al llamado de la Casa de Justicia y Paz para mediar en el conflicto vecinal.

La presidenta de FundaVivir, Jenny Ahumada, se comprometió con el proceso de esterilización de los perros comunitarios y la vacunación, para mantener el control de acuerdo a lo establecido en la ordenanza municipal.

Por su parte, el alcalde de Carrizal, Farith Fraija, recalcó que la alcaldía no está en desconocimiento de la materia. “Aquí estamos abriendo los espacios como se tenía previsto. Lo que decimos es que a pesar de las formas se está buscando soluciones y aclarar un tema muy grave de señalamiento del intento de asesinato de 16 perros, y se debe hablar con pruebas de esa grave acusación”, afirmó.

Recordó que hay instancias nacionales que atienden la materia. “Los animales no estaban bajo cuidado, son dos cosas distintas darle comida y darles cuido por lo que la alcaldía se encargará de vacunación y esterilización de los animales”.

Además se solicitó que sean las comunidades que manifiesten su posición para precisar las afectaciones de los perros comunitarios. “No se puede permitir que la vida de esos animales estén en riesgo”, afirmó Fraija.

 

ENLACES PATROCINADOS